sábado, 30 de octubre de 2010

Nuevos datos sobre la harinera de Ceuta (España)


Hace algún tiempo publicamos dos entradas sobre una fábrica de harinas emplazada en la ciudad autónoma de Ceuta. Con grata sorpresa en días pasados hemos recibido un correo electrónico por parte de Roberto Montañés, hijo de José Montañés, persona que se encargó de realizar la instalación de dicha harinera, denominada MOLINOS DE CEUTA, S. A., dirigiendo el montaje y puesta en marcha.

Nos aclara Roberto que el sistema de molturación de dicha fábrica correspondía a la casa Daverio y que tenía una producción diraria de unos 30.000 kilos de trigo
. La maquinaria principal fue traida desde una fábrica de harinas que estaba instalada en Sevilla, llamada CAFASA pero de la que no recuerda más datos por su corta edad en aquel momento, el año 1955, que sin duda fue recordado por la familia ya que su abuelo, quien había iniciado el traslado, falleció en dicho proceso que fue continuado por su padre.

Nos relata Roberto: "Tanto mi abuelo, mi padre y el equipo técnico (Antonio Millan, José Pallas, Esteban Ara, Vicente Lafuente
, Pedro Sabio y Mariano, del cual descononozco su apellido) eran naturales de Zaragoza. Se comenzó el desmontaje en Sevilla, en el año 1955 y se puso en marcha en el muelle Alfau de Ceuta, es decir se fabricó la primera harina a lo largo del verano de 1957. El edificio que hay en el muelle, se hizo nuevo para la instalación de la fábrica y se iba acomodando a las necesidades que iban teniendo las instalaciones de tuberias, roscas transportadoras, elevadores, etc."

Sin duda se trata de un testimonio de extraordinario valor y que agradecemos públicamente nos haya hecho llegar. Gracias a él podemos completar nuestro conocimiento sobre esta fábrica ceutí.

1 comentario:

Ocaña dijo...

La fabrica de harinas de Ceuta, después de haber funcionado durante algunos años como una Sociedad, fue vendida a don José Borras.
Mi padre fue durante muchos años maestro molinero de la fabrica hasta su jubilación por enfermedad. Yo viví en ella hasta que me casé en una de las viviendas destinadas a los jefes. Conocía la fabrica muy bien y lamento verla en el estado en que está. Alrededor del año 1973 o 1974 la fabrica se modernizó reemplazándose toda la maquinaria.
Mi padre viajó desde Sevilla para incorporarse a la fabrica en 1955. Cuando la fabrica estaba funcionado era preciosa y yo vivía acostumbrada al soniquete de sus máquinas y cuando paraba por algún motivo, parecía que me faltaba algo.